Recursos de Psicología y Educación

Bebedores abusivos: Intervención Comunitaria en el Policlínico

Publicado: Ago 10, 04 │ Categorías: Artículos3 Comentarios
  • Maria Zayda Guridi González
    Policlínico Mártires de Calabazar
    La Habana, Cuba
    Zaily Dorta Guridi
    Virginia Franco Pedraza
    Felipe Ramón García




Presenta un programa de intervención no farmacológica a partir de especificaciones y condiciones metodológicas para modificar factores de riesgo de conductas adictivas de ingesta de alcohol.  Se emplearon técnicas de relajación, entrenamiento autógeno, reflexión y entrenamiento en solución de problemas.

RESUMEN

Después de realizar un diagnóstico psicosocial de un grupo básico de trabajo del área de salud (G.B.T. (A)), se identificó un número significativo de bebedores abusivos que representaban un serio problema de salud, por lo que se determinó ejecutar un plan de intervención comunitario en dicho grupo, para disminuir el número de bebedores abusivos y formar un grupo de ayuda mutua (GAM).

Mediante la técnica de entrevista se conformó un grupo de 20 pacientes, teniendo en cuenta el criterio de voluntariedad del paciente ante el programa terapéutico. Se contó con la participación de  tres psicólogos,  un psicómetra y tres médicos de familia. Se utilizó el método de la observación, así como un modelo de autoregistro de la conducta adictiva; el programa se evalúo mediante la técnica del PNI y por la conducta de los pacientes, lográndose que el 29% de los pacientes tuviera un control sobre la ingestión del alcohol, pasando a bebedores sociales y el GAM se mantuvo funcionando con más del 50% de los pacientes durante tres meses.

Introducción

En la comunidad – gran espacio en que laboramos y que con el devenir del tiempo se ha convertido en escenario de trabajo para la acción de múltiples especialistas que intervienen en el proceso salud/enfermedad- encontramos como principal problema de salud, luego de confeccionado el análisis Psicosocial de la misma, la conducta adictiva relacionada a la ingesta de alcohol.

Por constituir un gran problema tanto social como psicológico con repercusión para la salud individual y familiar, diseñamos un programa de intervención mínima no farmacológica a partir de determinadas especificaciones y condiciones metodológicas, con aquellos individuos o grupos de riesgo susceptibles de integrar un grupo terapéutico.

Actualmente, los tratamientos no farmacológicos para la conducta adictiva de ingesta de alcohol están encaminados a la modificación de factores de riesgo, conductas facilitadoras, modificación de comportamientos poco saludables, control y manejo del estrés, práctica de ejercicios y autocontrol, entre otros.

Estos tratamientos no farmacológicos o estrategias de intervención tienen como base la terapia del comportamiento con la utilización de una gran variedad de técnicas tales como: relajación, entrenamiento autógeno, reflexión, entrenamiento en solución de problemas, entre otras.

Cabe señalar que, además del empleo de estas técnicas, el psicólogo necesita de una retroalimentación por medio de indicadores que denoten hasta qué punto ha sido efectiva su labor psicoterapéutica. El éxito depende de la adherencia terapéutica del paciente en el cumplimiento del programa o plan de tratamiento.

El psicólogo, junto con el médico de familia, puede jugar un papel importante en la comunidad, teniendo entre sus tareas: la prevención y el manejo de factores psicosociales susceptibles de modificaciones positivas que incidan en la salud de los individuos, esto por medio de cambios de estilos de vida insanos, actitudes y conductas facilitadoras.

Para la elaboración de esta guía de trabajo o programa de intervención mínima se tuvieron en cuenta los siguientes aspectos:

– Factores cognitivos.
– Factores afectivos.
– Manejo y control del estrés.
– Desarrollo de habilidades para la solución de problemas.
– Hoy en día, el uso del alcohol es un fenómeno bastante extendido en el mundo, lo que provoca dificultades tanto al consumidor como a la familia y sociedad en general.

En nuestro GBT (A) el principal problema de salud es la conducta adictiva (alcoholismo) y su incremento, comportándose de la siguiente forma:

Tabla 1
 Clasificación

Bebedores abusivos

Podemos identificar que los bebedores abusivos representan un 28%, por lo que nos trazamos la tarea de intervenir con este grupo, por ser de mayor riesgo a la dependencia alcohólica y ser susceptibles a la modificación de hábitos, con mejor pronóstico.

El tratamiento del alcoholismo se ha visto potenciado en los últimos años con la demostración de la utilidad de las medidas terapéuticas no farmacológicas para la disminución y eliminación de la ingesta de alcohol.

Se ha demostrado que estas medidas son especialmente útiles en el manejo de bebedor abusivo, del que cabe esperar un mayor porcentaje de éxito terapéutico con la utilización y combinación de medidas basadas en la modificación de conductas.

Objetivos

General:

Realizar un programa de intervención comunitaria en un grupo de bebedores abusivos pertenecientes al GBT (A) del Policlínico “Mártires de Calabazar”.

Específicos:

1.    Crear un grupo de intervención terapéutica en la comunidad
2.    Disminuir el número de bebedores abusivos
3.    Formar un grupo de ayuda mutua (GAM)

Método

Después de realizar un diagnóstico psicosocial del GBT (A) del área de salud Calabazar, se identificó un número significativo de bebedores abusivos que representaban un serio problema de salud, por lo que se determinó ejecutar un plan de intervención comunitario en dicho grupo.

Se entrevistaron a todos los pacientes del dispensario catalogados como bebedores abusivos, pertenecientes a tres consultorios del Médico de Familia, conformándose un grupo de 20 pacientes, teniendo en cuenta el criterio de voluntariedad del paciente ante el programa terapéutico que se le ofrecía. Este grupo tuvo la característica de ser un grupo cerrado.

Las actividades terapéuticas fueron dirigidas por dos Psicólogos, co-terapeuta un psicómetra y los tres médicos de familia de los consultorios estudiados.

El programa contó con 7 sesiones de trabajo durante 4 semanas, en las que se realizaron debates de temas relacionados con el alcoholismo y el estado de salud; también se utilizaron técnicas participativas y de relajación como complemento de la intervención terapéutica.

Se utilizó el método de la observación por parte del médico de familia y los familiares de los pacientes, así como un modelo de auto registro de la conducta adictiva para valorar la cantidad y frecuencia de la ingestión de alcohol durante la intervención terapéutica

Programa de Intervención Terapéutica

Tabla  2
Programa de Intervención Terapéutica

Resultados

Características del Grupo

El grupo está compuesto por 20 pacientes diagnosticados por el médico de la familia como bebedores abusivos sin dependencia (mediante la clasificación del profesor Ricardo González, 1988).

Tabla 3
Características del grupo

Tabla 4
  Distribución por sexo y edad

Tabla 5
  Asistencia por sesiones

Tabla  6.
 Aspectos positivo en el análisis del PNI

Tabla  7
 Aspectos negativos en el análisis del PNI

Tabla  8
 Aspectos interesantes en el análisis del PNI

Tabla  9
 Análisis del modelo de registro de la conducta adictiva (frecuencia de ingestión)

Conclusiones

Se logró la motivación y la cohesión del grupo durante el proceso de intervención. Las intervenciones respondieron a los objetivos trazados en cada sesión. Las técnicas aplicadas facilitaron el desarrollo del plan de intervención. En el análisis del PNI,  predominaron los aspectos positivos e interesantes. La evaluación del plan de intervención fue satisfactoria, pues se logró mantener más del 50 % de asistencia y se formó un Grupo de Ayuda Mutua (GAM). Este grupo funcionó durante dos meses con más del 50% de los pacientes. El 29% de los pacientes logró un control sobre la ingestión del alcohol, pasando a ser catalogados como bebedores sociales.

Recomendaciones

1. Generalizar este trabajo a todos los consultorios del área de salud.
2. Comprometer al Consejo Popular en el apoyo de la ejecución del Programa de Alcoholismo.
3. Mantener un control sobre el funcionamiento del GAM.

Referencias

Alonso, A. y Zwiller, M. (1995). Psicoterapia de grupo en la práctica Clínica. ED. Manual Moderno.

Colli Alonso, M., Prendes Varela, M. y Crespo, Pérez, E. Alternativas Psicoterapéuticas en la rehabilitación del paciente alcohólico ambulatorio: Propuesta individual y grupal. Folleto.

García Estrada, A. y García, R. (1985). Tendencias actuales en el tratamiento de la dependencia alcohólica. En:  Drogalcohol, Vol. X. No. 1 pp. 9 – 14.

González Menéndez; R y Ochoa. R. (1998). Expresiones clínicas del alcoholismo. En: Compilaciones de Artículos acerca del alcoholismo y su prevención. Ed. Ciencias Médicas.

Grau, Abalo, Jorge A. (1998). Calidad de Vida y Salud. Folleto.

Ortiz, Quesada, Maria Esther. (1998). Programa de Tratamientos Ambulatorios para Toxicómanos. Una Experiencia Cubana. Folleto.

Rodríguez, R.; Yodú, R.; Pérez, M. (1982) Psicoterapia de Grupos, Experiencias con grupos numerosos. En: Rev. Hospital Psiquiátrico de la Habana. Vol. XXlll – No1 Enero – Marzo pp.37 – 49.

Sierra, E. (1978). Estudio observacional sobre grupos de discusión en enfermos alcohólicos. En: Drogalcohol, Vol. lll No 4 pp. 193 – 203.

Yalom, ID. (1985). Teoría y Practica de la Psicoterapia de grupo. Ed. Fondo de Cultura Económic


  • ____________________________________________________
    Para citar este artículo:
    --------------------------------
    Guridi, M. Z., Dorta, Z. Franco, V. & García, F. R. (2004, 10 de agosto ). Bebedores abusivos: Intervención Comunitaria en el Policlínico. PsicoPediaHoy, 6(6). Disponible en: http://psicopediahoy.com/bebedores-abusivos-intervencion/
    ____________________________________________________

3 Comentarios a: Bebedores abusivos: Intervención Comunitaria en el Policlínico

  1. flor amelia criollo quisataxi dice:

    Me parece una buena opción en el tratamiento del alcoholismo, ya que hay un buen porcentaje de alcoholicos que buscan un tratamiento de concienciación como primera opción. Les felicito. Att Dra Flor Criollo. Médico Psiquiatra, Ambato Ecuador.

  2. Yuliana Mendoza dice:

    Es una investigación muy cerrada a la población de estudio, y me parece que no da una visión amplia sobre el tratamiento del alcoholismo. En otros casos y sectores, sin embargo, es un buen trabajo.

  3. javier celma dice:

    Mo presenta un modelo de recuperación o terapia continuo, sólo una intervención inicial sin tomar en cuenta la reincidencia posible.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *